El tesoro naranja del mar

Foto 9. Astroides calyculars

Es muy probable que, llegada esta época del año, te acerques unos días a algún punto de la extensa costa andaluza para disfrutar del buen tiempo y del solecito. Desde Ayamonte, en Huelva, a Pulpí, en Almería, nuestra comunidad cuenta con 1.100 km de costa donde te podrás encontrar playas, acantilados, estuarios, deltas, marismas e incluso espigones y puertos donde, además de sombrillas, chiringuitos y veraneantes de múltiples nacionalides, no podrás dejar de notar la presencia, como no podría ni debería ser de otra forma, de numerosas especies marinas que aportan una indudable riqueza biológica a cada lugar.

Si te decides a realizar un curso de buceo, o ya lo practicas habitualmente, podrás contemplar, con algo de suerte, un bonito coral que se adhiere a las paredes rocosas de la costa comprendida entre la bahía de Cádiz y el cabo de Gata (Almería), el coral naranja, cuyo nombre científico es Astroides calycularis.

El coral naranja es un bonito invertebrado que forma colonias, de aspecto variable, que en algunos lugares tapizan totalmente el sustrato rocoso sobre el que se asienta, confiriendo al lugar una espectacular belleza paisajística. Es una especie protegida (catalogada como vulnerable) que se puede ver hasta los 30 metros de profundidad, que prefiere las paredes verticales o extraplomadas poco iluminadas, así como en las grietas y las entradas de las cuevas donde la iluminación es baja.

Existen numerosas amenazas que ponen en riesgo la supervivencia de nuestro coral naranja. La contaminación de las aguas por vertidos de hidrocarburos o por aguas residuales sin depurar; alteración y destrucción del hábitat donde viven, ya sea por obras portuarias, dragados o por regeneración de playas; o el fondeo de embarcaciones son algunas de ellas. Pero también, la extracción ilegal de colonias con fines decorativos o la acuariofilia, lo que, por otra parte, no tiene sentido, ya que al morir pierde su color naranja y tan solo permanece su esqueleto calcáreo.

La pérdida de este animal tendría consecuencias fatales para todo el entorno, ya que vive asociado a numerosas especies que desaparecerían junto con él. Asimismo, el coral naranja es un indicador de la salud de nuestros ecosistemas marinos. Y, en última instancia, su llamativo colorido, es atractivo más para las inmersiones y añade una nota de color al paisaje submarino.

Una cosa más, si practicas el buceo con botella, especialmente, si eres novato, ten cuidado como mueves tus aletas, y nunca te acerques mucho a las paredes o al fondo, puedes dañar a los seres vivos con alguna parte de tu equipo. Así que ayúdanos a conservarlo.

logo naciones unidad dia biodiversidad

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s